viernes, 2 de agosto de 2013

22-11-63 - Stephen King

El 22 de noviembre de 1963 tres disparos resonaron en Dallas. Murió el presidente Kennedy, y el mundo cambió. ¿Qué harías tú si pudieras impedirlo? En esta novela brillante, Stephen King acompaña al lector en un viaje maravilloso al pasado y en un intento de cambiar lo que pasó. Durante casi 900 páginas nos ofrece un impecable retrato social, político y cultural del final de los años 50 y principios de los 60; un mundo marcado por coches enormes, Elvis Presley y el humo de los cigarrillos que flota por todas partes.Todo empieza con Jake Epping, profesor de inglés en el instituto de Lisbon Falls, Maine, que se gana un sueldo extra con clases nocturnas para adultos. Un día les pide a sus estudiantes que escriban sobre un acontecimiento que les haya cambiado la vida, y una de estas redacciones le impactará profundamente: la historia cruenta de una noche de hace cincuenta años cuando el padre de Harry Dunning volvió a casa para matar a su madre, hermano y hermana con un martillo. Al leer esta redacción algo cambia en Jake; su vida, igual que aquel día en Dallas de 1963, cambia por completo en tan solo un instante. Poco después su amigo Al, propietario de un diner en su barrio, le descubre un secreto: en el almacén hay una puerta que conduce al pasado, a un día en particular del año 1958. Y Al le pide a Jake que le ayude con una misión que le obsesiona: impedir el asesinato de Kennedy. Y así comienza la nueva vida de Jake como George Amberson, en un mundo muy diferente. En él, George se enamorará mientras sigue el rastro de Lee Harvey Oswald hacia un momento histórico que quizás ahora nunca se produzca. Un viaje al pasado nunca ha sido tan creíble, ni tan terrorífico.


OPINIÓN
Esta novela es Stephen King en estado puro. Sin ser un libro de terror, rezuma su esencia. 864 páginas perfectamente escritas y ambientadas, de las que no puedes despegar los ojos. Una metáfora del "más vale malo conocido que bueno por conocer". 
Los personajes son, todos ellos, más que necesarios. Nadie en esta historia está de más, cada uno de ellos tiene un papel, ya sea en el presente o en el pasado. La mayor parte del libro se sucede en el pasado, con una cronología perfecta.
Como he comentado, no es un libro de terror, pero deseaba terminarlo, porque durante la lectura he tenido sueños muy extraños (todos ellos relacionados con la historia) y he dormido fatal los últimos días. Como siempre, Stephen King consigue entrar en tu cerebro y campar a sus anchas, aún cuando ya has cerrado el libro y te dispones a dormir. Mas que un escritor parece un brujo, me produce escalofríos.
"el pasado no quiere ser cambiado"





  


Sabe a vino
Precio aprox. 7,00 €

Vino de capa media con un atractivo color rojo rubí, que denota su larga crianza en barrica y botella. Tiene un complejo aroma en el que destacan la fruta roja, perfectamente ensamblada con las notas especiadas, el cuero y un ligero tostado que le aportan su larga crianza en barricas de roble francés y americano. En boca dominan las sensaciones afrutadas y la complejidad aportada por su buena crianza, dejando la vainilla y las notas especiadas como recuerdo del roble americano y del roble francés. En el retrogusto aparecen sensaciones golosas y agradables, que marcan el estilo de un elegante vino riojano.



4 comentarios:

Ana Blasfuemia dijo...

Este libro me reencontró con King, después de años desencantada con él. Y es que para mí, aunque tiene novelas de terror magistrales y que ya son un clásico, el mejor King está cuando escribe novelas que no son puramente de terror. Es muy hábil con los personajes.

En esta ocasión no me llevo el vino, que estoy con antiinflamatorios y relajantes musculares y mezclan mal ;)

Saludos!

Más libros, más libres dijo...

Uy, qué te pasa?? Contracturas? Descansa y mejorate, cuando estés bien coge el vino.

Besitos!

Ana Blasfuemia dijo...

Lumbago!! He venido por el vino, ya me lo llevo ;)

Más libros, más libres dijo...

Jejeje! Que lo disfrutes!!!!